xXx (Rob Cohen, 2002)

"Si si si, estos maderos me persiguen porque acabo de chorar este coche, está claro que el coche no es mio, no es mi estilo, pertenece a Dick Hotchkiss senador del estado de California, el mismo que quiere prohibir el rap y los videojuegos por que fomentan la violencia, pero si es la única educación que nos dan. Dick acabas de entrar en la zona Xander."
 
Así de esta manera chulesca se presentaba Xander Cage, un musculitos de gimnasio experto en deportes de riesgo. Su objetivo, hacer auténticas virguerias, al margen de la ley, montado en cualquier tipo de vehículo, para grabarlo y colgarlo en la red, vamos un "pre-youtuber". Sus tiempos de hacer lo que le daba la gana acaban cuando el agente Augustus Gibbons (Samuel L. Jackson) le propone “amablemente” entre elegir la cárcel o hacer un trabajito de espías.
Dentro del género de espías estamos muy acostumbrados a ver pelis del tipo 007 o a las parodias de los mismos, pero en esta ocasión tenemos la parte más gamberra del género. En lugar de usar al típico espía de traje y pajarita, tenemos a un ciclado y tatuado delincuente.  La escusa viene dada del echo de que la banda enemiga es experta en detectar a los típicos agentes de manual. Como diría Gibbons: "preferís introducir otro ratón en el nido de serpientes, o introducir sigilosamente a nuestra propia serpiente."
Xander por su parte no esta muy a la labor de la misión y prefiere finiquitarlo rápido, pero debido a su éxito se va involucrando más y más en la organización, especialmente cuando conoce a Yelena (Asia Argento), la chica del líder de la banda criminal.
La peli parte de las situaciones clásicas del genero de espías, pero con el estilo propio de una peli hecha exclusivamente para el entretenimiento, hay muchos momentos de acción, gadgets de todo tipo, algo de comedia y el malo que quiere destruir el mundo. A pesar de todo, no es un parodia ni se burla del género, si no un estilo diferente del mismo.
Para hacer de Xander Cage se ha contado con Vin Diesel. Después del éxito de The fast and the furious: A todo gas (2001), el carisma y chulería que aporta Vin le iba que ni pintado a la película convirtiéndolo en el antihéroe perfecto y el que mejor encaja por su estilo. Era una época en la que Vin no hacia secuelas de sus películas, hasta que ahora le ha dado por hacer todas las secuelas de las pelis de antaño. Por lo demás contamos con la clásica estructura de este tipo de películas pero edulcorada con un estilo mas juvenil y desenfadado, no obstante el director Rob Cohen es el mismo de la de A todo gas, por lo tanto el estilo es de sobra conocido.
xXx aparte de haber sido una de las películas mas difíciles de descargar del emule, es un entretenimiento más que aceptable, fresca, gamberra, chulesca, aportan un nuevo enfoque al cine de acción, si te gusta el género de espías, debes darle una oportunidad antes de machacarla. Como es lógico, y debido al éxito, se produjo una secuela, esta vez sin Vin Diesel y contando con Ice Cube como el nuevo agente xXx, titulada xXx 2: Estado de emergencia (2005), la película es mala donde las haya. Y como ya he dicho antes de que Vin está en la fase de hacer todas las secuelas que antes no hacía, está en producción una tercera parte volviendo él como protagonista, aunque quizá ya sea tarde para mostrarnos una nueva entrega. como diría Xander: "si envías a alguien para salvar al mundo asegurate que le gusta tal y como es".