80 Days (Inkle, 2014)



Siguiendo los pasos de una de las mejores y más conocidas novelas de Jules Verne, La vuelta al mundo en ochenta días, Inkle nos ofrece una aventura gráfica en la que nuestras decisiones tendrán un peso fundamental en nuestro avance. Siguiendo la estela de aquellas novelas de «escoge tu propia aventura», nos meteremos en la piel del ayudante de Phileas Fogg, el francés Passepartout, que se convertirá en el narrador y cuyas decisiones tomaremos, desde con quién hablar a qué llevar en nuestras maletas. 
A priori no parece nada del otro mundo… pero no es así. En realidad, la trama, en lugar de tomar una única versión del viaje —el ideado por Verne—, tenemos la posibilidad de dirigirnos hacia otras direcciones, como el Polo Norte, África o Suramérica, e, incluso, saltarnos Londres varias veces para recorrer cuanto más rutas mejor, aunque ello nos conlleve perder la apuesta del señor Fogg. En este sentido, podemos intentar superar la apuesta y dar la vuelta al mundo en menos de ochenta días —algo relativamente fácil—, o bien marcarnos el objetivo de visitar el máximo de ciudades posibles, que ya os advierto que son muchas.
La mecánica del juego es muy sencilla, tal y como debe ser un juego enfocado a iOS y Android, pero a medida que avancemos veremos como Inkle no solo ha tomado las palabras de Verne y las ha convertido en una aventura interactiva, sino que ha añadido situaciones, diálogos y pasajes dignos del autor francés, para hacernos creer que seguimos en su novela, cuando hace mucho tiempo que la hemos abandonado. Además, aunque es un juego basado en la lectura —que desafortunadamente no se ha traducido a nuestra lengua—, todo está envuelto en una ambientación steampunk maravillosa y unas ilustraciones geniales.